Es uno de los libros que más me motiva a utilizar mi imaginación, además de ser una lectora asidua de Cortázar y pasarme largo rato escuchando sus textos con su propia voz, sus libros son una gran inspiración para ver la vida de una forma diferente y sobre todo divertida.

El libro me fue recomendado por mi amigo A quien se considera a si mismo como un cronopio.

Para quienes conozcan un poco sobre Cortázar, sabrán que tienen una forma diferente de escribir que para algunos es complicado de entender.

El inicio de Historia de Cronopios y de Famas:

Julio Cortázar nos comparte un peculiar manual de instrucciones, básicamente Cortázar te enseña a cantar, bailar, llorar, dejar de tener miedo e incluso darle cuerda a un reloj. No te sorprenda la forma única de describirlas. Aquí abajo te dejo uno de sus pequeños cuentos:

“Allá al fondo está la muerte, pero no tenga miedo. Sujete el reloj con una mano, tome con dos dedos la llave de la cuerda, remóntela suavemente. Ahora se abre otro plazo, los árboles despliegan sus hojas, las barcas corren regatas, el tiempo como un abanico se va llenando de sí mismo y de él brotan el aire, las brisas de la tierra, la sombra de una mujer, el perfume del pan.

¿Qué más quiere, qué más quiere? Átelo pronto a su muñeca, déjelo latir en libertad, imítelo anhelante. El miedo herrumbra las áncoras, cada cosa que pudo alcanzarse y fue olvidada va corroyendo las venas del reloj, gangrenando la fría sangre de sus rubíes. Y allá en el fondo está la muerte si no corremos y llegamos antes y comprendemos que ya no importa.”

 

La parte menos favorita para mi del libro son las ocupaciones raras. Aunque todos sus cuentos son esplendidos, no terminé de conectar con esta sección. Pero sin duda alguna creo que Tía en Dificultades es uno de mis favoritos.

Dentro del material plástico se encuentra una colección de maravillosos cuentos, que puedo leer y releer cuantas veces sea necesario.

  • Trabajo de oficina
  • Maravillosas Ocupaciones
  • Vietato introdurre biciclette
  • Conducta de los espejos en la isla de Pascua
  • Posibilidades de la abstracción
  • El diario a diario
  • Fin del mundo del fin
  • Acefalía
  • Esbozo de un sueño
  • Qué tal, López
  • Geografías
  • Proceso y retroceso
  • Historia verídica
  • Historia con un oso blanco
  • Tema para tapiz
  • Propiedades de un sillón
  • Sabio con agujero en la memoria
  • Plan para un poema
  • Camello declarado indeseable
  • Discurso del oso
  • Retrato del casoar
  • Aplastamiento de las gotas
  • Cuento sin moraleja
  • Las líneas de la mano

Y al final viene la mejor parte de todas, la historia de los cronopios y las famas.

Los cronopios aquellas pequeñas criaturas despistadas que les gusta saludar diciendo: Buenas salenas, cronopio cronopio y los famas a quienes les gusta bailar CATALA TREGUA TREGUA ESPERA. CATALA TREGUA ESPERA TREGUA. Y finalmente las esperanzas, quienes solo esperan a que los famas las ayuden, son aquellas que viven en un mundo de fantasía.

Aquí les dejo uno de los cuentos más pequeños de Cortázar y al mismo tiempo uno de mis favoritos:

“Un cronopio pequeñito buscaba la llave de la puerta de calle en la mesa de luz, la mesa de luz en la calle. Aquí se detenía el cronopio, pues para salir a la calle precisaba la llave de la puerta”

Written by Jess
Me encanta escribir, amo los libros, especialmente la literatura clásica, me encanta la fotografía y disfruto mucho escribir un montón de cosas producto de la imaginación.

Leave a Comment